Follow by Email

viernes, 27 de agosto de 2010

Ojos que miran corazón que no ve


Mis ojos son capaces de ver la belleza que me rodea. Pueden ver el horror, el gesto amable y el más despiadado. El dolor.
Mis ojos de mujer miran y ven la hermosura de algunos hombres sin desearlos jamás.
Mi corazón no ve. Es ciego a la pasión.
Mi corazón, símbolo del amor, no sabe amar lo que mis ojos miran, no puede.
Ojos mudos que no le cuentan nada. Corazón de fría mirada. Latir sin eco, sin compás, calor que no quema lleva a mi sangre.
Condenada venda transparente que la luz del otro filtras y me impides ver.
Mirar, solo mirar; mi corazón nunca ve.

martes, 24 de agosto de 2010

La asexualidad y la bisentimentalidad.




Navegando por la Red me topé con este estupendo artículo y sentí que debía compartirlo con vosotros/as. Alguien podría pensar que es más de lo mismo, pero os invito a que lo leais porque realmente tiene fundamento y puede que os aporte, como a mi, algo nuevo.
Con el permiso del autor, aquí os lo entrego.

por Josito
jueves, 12 de junio del 2008 a las 02:03
guardado en Por Mí

Según el diccionario Larousse de psicología, asexualidad es la: "Reducción de la excitabilidad y del deseo sexual como consecuencia de un desarrollo limitado de la libido. Puede ir acompañada por una carencia de algunas características sexuales secundarias, tales como el vello en el hombre o el desarrollo mamario en la mujer. En casos extremos, el sujeto carece de órganos sexuales o su desarrollo es muy reducido". Según Hexpiral (Nick de un integrante del foro de AVEN) "Una persona asexual es alguien que no siente atracción sexual hacia otras personas. En contraste con el celibato, que es una opción, la asexualidad es una parte intrínseca de la persona. La asexualidad no hace que la vida sea peor o mejor, sólo diferente de la vida de la mayoría de la gente sexual. La comunidad asexual es bastante diversa, y cada persona asexual tiene diferentes maneras de sentir cosas como las relaciones, la atracción, y la excitación física".

La identidad.

Muchas personas asexuales se identifican como heterosexuales, homosexuales o bisexuales; ya que como comente en el artículo mío titulado "Modelos para medir la orientación sexual", Fritz Klein propuso seis variables donde diferencio claramente la atracción sexual de la preferencia emocional; supuestamente los asexuales carecen de atracción sexual, pero, siguen teniendo preferencia emocional, por lo que será ésta la variable que definirá en cierta medida tal identificación. Se ha hecho hincapié en el hecho de que mucha gente asexual se identifica como bisexual; ¿Cómo es que las personas asexuales llegan a identificarse con una orientación sexual contraria totalmente a su atracción? Como bien dije antes lo mas probable es que lo hagan por el hecho sentimental mas que por la atracción sexual; ¿entonces la asexualidad esta relacionada con la bisexualidad emocional? Bueno, ellos prefieren llamarla bi-sentimentalidad, hace alusión a la preferencia sentimental y no sexual hacia personas de ambos sexos, pero ¿Una persona que carece de atracción sexual se siente capaz de amar a ambos sexos indistintamente? ¿Porque? Quizás todos somos capaces de amar sentimentalmente a personas de ambos sexos, pero como las personas generalmente tienen una atracción sexual dirigida a uno u otro sexo, es decir, las personas tendrán mas oportunidad de enamorarse de personas donde su atracción sexual recaiga, y aun así hay incongruencia con respecto al binomio sexual-sentimental; solo aquellas personas que no tiene atracción sexual (asexual) o que se siente atraída por personas de ambos sexos (bisexual) o por todos los sexos (pansexual) son las única que lo llevan a cabo, al menos, por lo general; ya que también hay personas asexuales, bisexuales y pansexuales que solo siente atracción sentimental hacia un solo sexo. Como podéis ver se pueden dar cualquier cruce dentro de una misma orientación sexo-afectiva. Como muy bien escribió Hexpiral: "No hay nada que te obligue a identificarte sólo como una cosa. Tú podrías decidir identificarte como bi asexual, o como poliamoroso y asexual, o como una persona asexual poliamorosa bi... o podrías inventarte una nueva identidad para ti. Pero recuerda, si encajas en la definición de asexualidad, eres bienvenido en la comunidad asexual".
La pregunta que muchos de ustedes se plantea es: ¿Es la asexualidad una orientación sexual más? ¿Es la "quinta" orientación sexual? Si todavía la tercera orientación sexual (la bisexualidad) la siguen cuestionando, la cuarta orientación sexual (la pansexualidad) ni siquiera la gente ha oído hablar de ella y ni siquiera es oficial, imagínense la asexualidad; y a todo eso se le suma el hecho de vivir en una sociedad donde al sexo se le supervalora, donde el "no sexo" es sinónimo de infelicidad para mucha gente, incluyendo a profesionales de la salud. Si algo hay que tener claro es que una cosa es la conducta sexual y otra es la atracción sexual; es decir, porque una persona no practique sexo no significa que sea asexual, puede ser, el hecho mismo de que le cuesta relacionarse con los demás, o por creencias religiosas e incluso hasta por abusos sexuales -de todas formas mucha gente que ha sido abusada sexualmente y no por ello cambian de orientación sexual-; se hizo una encuesta en el foro de AVEN con la pregunta ¿Un trauma en la infancia lleva a la asexualidad? Muchos respondieron que sí, que una persona puede llegar a ser asexual producto de traumas infantiles, pero, claro está, que cuando yo hablo de asexualidad, me refiero a la persona que carece de atracción sexual, que lo más probable es que por ello, no practique sexo, y si lo practica le dará poca importancia, ya que el sexo en sí no le motiva, lo importante seria para la persona asexual, "los afectos".

¿La asexualidad tiene un origen biológico?

"Un estudio determina que el deseo sexual está en los genes" (29 mayo 2006)Su deseo sexual o la falta de él podrían encontrarse en sus genes, anunciaron hoy los científicos. El descubrimiento podría cambiar la forma de ver la sexualidad por parte de los psicólogos. Los investigadores encontraron que las diferencias individuales en el deseo sexual humano pueden ser atribuidas a variaciones genéticas. El estudio es el primero en proporcionar datos que muestran que las variaciones comunes en la secuencia del ADN, impactan sobre el deseo sexual, la excitación y su funcionamiento, comentaron los investigadores. Los científicos, en la Universidad Hebrea de Jerusalén, examinaron el ADN de 148 jóvenes sanos de ambos sexos, todos ellos estudiantes de la universidad y compararon los resultados con cuestionarios en que se pedía la descripción del mismo estudiante con relación a su deseo sexual, excitación y funciones sexuales. Encontraron una correlación entre variantes en un gen denominado D4 receptor y los propios reportes de los estudiantes sobre su sexualidad. Los resultados sugieren que un deseo sexual bajo puede tratarse de una condición biológica normal más que de un problema de tipo psicológico, dicen los investigadores. Más aún, sería posible desarrollar drogas que alteren el deseo sexual con base en los nuevos hallazgos. La investigación la encabezó Richard Ebstein y se publicó en la versión on-line de la revista Molecular Psychiatry."[1]
Quizás la única orientación sexual que podría tener un origen genético, es la asexualidad sin duda alguna, de todas formas, no creo que determinados genes hagan que una persona te excite sexualmente o no; sigo pensando que todo tiene que ver con algo más meta psicológico, un potaje de elementos inconscientes, conscientes, también elementos externos que teniendo una determinada personalidad haga que tú seas de una manera determinada ya sea sexual o no sexual, más la plasticidad del cerebro,...; ya que creo que hay personas mas maleables que otras; es decir, no me refiero a que si andas con asexuales terminas siendo asexual, no, claro que no, me refiero, que según el entorno, tus experiencias, tu inconsciente, tu plasticidad, puedes llegar a desarrollar cierta sexualidad; como el personaje Jack Harness de la serie de la BBC Doctor Who es un pansexual. En la serie procede del año 5000, en el que los humanos se han expandido por todo el universo. Se dice que no clasifica a las personas en función de su género, y que tiene una capacidad potencial de sentirse atraído por cualquier persona o incluso por seres de otros planetas, lo que probablemente se deba a su nacimiento en una estructura sociológica situada en el futuro lejano[2].

[1] http://www.skyscrapercity.com/showthread.php?t=356220
[2] Wikipedia: pansexualidad.

http://josecabreraperez.obolog.com/asexualidad-bisentimentalidad-96428

miércoles, 18 de agosto de 2010

Arrománticos... ¿un mito urbano?


Hace ya casi tres años que me inscribí en AVENes y he de confesar que, al principio, no me interesé demasiado en los temas que ahí se trataban. Me sentía identificada y parte de un grupo, era todo lo que necesitaba. Pensé que la mayoría era como yo, ¡qué equivocada estaba!

Pero un día, me puse a leer más sobre la asexualidad y descubrí que había un grupo de asexuales que se hacían llamar “arrománticos” (aunque hay arrománticos sexuales y asexuales). No podía creerlo, eso no cabía en mi mente. Hubo una etapa en la que sentí que sería incapaz de volverme a enamorar, pero decirlo “en serio”, no... Ahora, después de tanto de intentar asimilarlo, he llegado a la conclusión de que los arrománticos no existen...

Quizás haya personas con una visión más realista y menos romántica de la vida, pero por experiencia propia diré que, seguramente se enamorarían si conocieran a la persona correcta. Lo único es que muchos “arrománticos” son demasiado exigentes, pero es sólo eso, demasiada exigencia. La capacidad para amar “románticamente” la tienen, sólo faltaría conocer a ese alguien que su corazón cree merecedor de amor, el problema es que lo conozcan ¿o no? 

martes, 10 de agosto de 2010

El Kiosco de Cary



Aquí tenéis un regalo genial.



En este enlace que os adjunto más abajo, podéis leer todos los periódicos y todas las revistas que se editan en Europa. Podéis leerlo todo página por pagina, incluso ampliando los textos a pantalla completa.Ya no tenéis que ir al kiosco para nada. Además, aquí encontrareis las últimas ediciones antes.


¡Que lo disfruteis!


miércoles, 4 de agosto de 2010

Enfermedad o conducta

Asexuales: cada vez hay más adeptos a la inocencia carnal.
Carecer de impulsos eróticos ya no es raro, sino algo que le pasa a mucha gente. La libido es una de las fuerzas motrices del mundo moderno y, sin embargo, hay una suerte de moda o costumbre actual de ponerla siempre fuera de las camas. No se excitan ni sienten deseo sexual, el orgasmo no es sinónimo de felicidad y llevan igualmente una vida plena.
Por Daniela Pasik

El destape. Ahora todos hablan del destape sexual y de cómo cada vez la gente comienza a tener relaciones más joven, que Internet trae nuevas costumbres a la hora de la intimidad y que el último grito de la moda privada tiene que ver con algo exótico a elección.
Y cuando todos comenzaban a creer que ya no quedaban más ideas ni orientaciones sexuales posibles, ahí, lento pero seguro, marcha a paso firme lo asexual. Sí, gente que opta no intercambiar fluidos con nadie. En un mundo tan lujurioso como este, es realmente difícil imaginar que una persona sana sea absolutamente indiferente al revolcón, pero pasa.
No son gays reprimidos ni tiene que ver con traumas infantiles. Tampoco es una cuestión ética o moral, como en el caso del celibato. Son lisa y llanamente personas que no desean carnalmente. “El criterio de normal o anormal suele ser estadístico. En una comunidad, justamente será normal aquello que es común a la mayoría”, explica el licenciado Enrique Manuel Castro, director de Nuevo Centro, institución de formación en clínica psicoanalítica.
Se puede ser feliz sin sexo. Eso lo aseguran cada vez más personas que, agrupadas, pasan a normalizar su condición. Socialmente activos, cultivan la amistad y no se resignan a la soledad, sino que buscan en sus pares ese apoyo y comprensión que, aseguran, no sólo puede dar quien es pareja en la cama.
Aunque no existe un criterio estricto que determine quién es asexual, la Asexual Visibility and Education Network (AVEN), la comunidad asexual on line más grande del mundo, explica la delgada línea que divide al que sí del que no, tipificando al mundo en cuatro tipos de elecciones: A, Tiene apetito sexual, pero ninguna atracción romántica. B, Tiene atracción romántica, pero ningún apetito sexual. C, Tiene ambos. D, No tiene ni lo uno ni lo otro. B y D, son asexuales.
“La sexualidad humana no es totalmente orgánica y está regida por fantasías inconscientes. Al no responder sólo a ciclos del instinto, los hombres y mujeres pueden, por identificación, comenzar a reconocerse en otro sin sexo y vivir todo esto de manera natural”, explica el licenciado Castro, que además aclara: “Como psicoanalista, debo decir que este proceso tiene altas probabilidades de producir en el sujeto algún tipo de sintomatología”.
Anthony Bogaert, de la Brock University en Santa Catarina, Ontario, ya en 2004 hablaba de la “asexualidad” en referencia a quien no tiene interés por el tema. Y el Kinsey Institute realizó una investigación sobre este asunto y concluyó: “Parecen caracterizarse más por un escasa excitación sexual y deseo que por niveles bajos de comportamiento sexual o niveles altos de represión sexual”.
Leandro, que tiene 40 años, es virgen y está en pareja, explica su condición: “Me siento como un ángel terrenal y así veo a Bárbara, mi esposa. Nos llevamos excelente, nos amamos profundamente, pero no nos interesa el contacto físico. Tenemos mucha suerte de habernos encontrado, así que decidimos casarnos hace tres años y queremos envejecer juntos, así, acompañándonos y nada más”.

http://www.diarioperfil.com.ar/edimp/0288/articulo.php?art=9322&ed=0288